Hispacold diseña un nuevo sistema de climatizacion para autobuses que reduce la emisión de CO2 y se adapta a temperaturas extremas

La empresa andaluza Internacional Hispacold está desarrollando un proyecto de Investigación, Desarrollo e Innovación (I+D+i) respaldado por Corporación Tecnológica de Andalucía cuyo objetivo es lanzar al mercado un nuevo sistema de refrigeración para autocares y autobuses que, por su mayor eficiencia, será idóneo para su uso en países con climas extremos. El proyecto, denominado "Optimización del sistema de refrigeración de la etapa de condensación de equipos de climatización de autocares", permitirá aumentar el rendimiento energético del sistema y reducir las emisiones de CO2. Además, el equipo emitirá menos ruido, reduciendo así la contaminación acústica.
 

El proyecto de Hispacold, empresa con sede en Sevilla, se basa principalmente en un aumento sustancial en la potencia de condensación de sus equipos de climatización, es decir: de la forma en que el sistema evacúa el calor que se ha extraído del interior del vehículo para enfriarlo. La potencia de condensación es un factor crítico para asegurar el correcto comportamiento del sistema, sobre todo en climas con temperaturas muy altas, donde las exigencias de climatización son máximas. Si el condensador no es capaz de evacuar calor eficientemente, el equipo no podría enfriar.

 

Esta mejora de potencia no supondrá un aumento del consumo, ya que otro de los objetivos del proyecto es mejorar el rendimiento energético. Ello se logrará disminuyendo ineficiencias mecánicas y aerodinámicas mediante la utilización de nuevos materiales y el rediseño de geometrías internas. Algo que permitirá, paralelamente, disminuir la contaminación acústica.

 

Además, el nuevo sistema incorporará un sistema "inteligente" de control que ajustará en cada momento los parámetros en función de de la temperatura exterior y las necesidades de climatización, logrando un mayor rendimiento energético. El sistema podrá, asimismo, realizar autodiagnósticos de averías. Estas dos cualidades son conceptos totalmente nuevos en el sector.

 

Hispacold ya ha comenzado la fabricación de los primeros prototipos, que han sido probados a lo largo del verano, además de las pruebas en laboratorio y en banco de ensayo. Estos prototipos se instalarán en vehículos reales que estarán prestando servicio diario, como los autobuses urbanos. Cuando esté lista y después de fabricar y probar una preserie, esta mejora será aplicada a toda la gama de equipos Hispacold.

 

Respecto a los mercados potenciales de esta nueva tecnología, la empresa destaca que "los beneficios del nuevo producto tendrán repercusión en todos los mercados, si bien será más valorado en los mercados de climas extremos y condiciones más exigentes. Hasta el momento, ningún producto cumple los niveles de bajo consumo que pretendemos alcanzar".

 

Hispacold obtiene más del 50% de sus ventas de la exportación y está presente en más de cincuenta países, con mercados consolidados en países tan heterogéneos como México, Tailandia o los Países Bajos.

 

El proyecto tiene un presupuesto superior a los 380.000 euros, de los cuales Corporación Tecnológica aportará más de 157.000 euros a través de incentivos. En su desarrollo, participan dos grupos de investigación de la Universidad de Sevilla: "Máquinas y Motores Térmicos" e "Ingeniería Eléctrica". Se prevé que el proyecto genere entre una y tres patentes.

 

Acerca de Hispacold

 

Hispacold es una de las principales empresas a nivel mundial en el sector de sistemas de climatización, y desde sus orígenes se ha orientado al mercado de los equipos de aire acondicionado para autobuses. La empresa, cuya sede central se encuentra en Sevilla, cuenta con una red mundial de servicios extendida por más de 50 países.

 

Hispacold, que en 2007 cumplió su 30 aniversario, ha apostado por la innovación y el desarrollo de su propia tecnología, convirtiéndose en 2001 en la primera empresa del sector a nivel mundial en incorporar a sus equipos la tecnología de los motores sin escobillas. Más tarde, con el lanzamiento al mercado del compresor Ecoice, su sexta generación de compresores propios, consiguió ser finalista en la categoría de Ecodiseño en los Premios Europeos de Medio Ambiente.

 

Acerca de Corporación Tecnológica de Andalucía

 

Corporación Tecnológica de Andalucía es una fundación privada constituida en octubre de 2005 por iniciativa de la Consejería de Innovación, Ciencia y Empresa de la Junta de Andalucía e integrada por las principales empresas e instituciones comprometidas con la innovación en la Comunidad. La Corporación financia proyectos empresariales con viabilidad económica o interés social, pero en ellos debe participar, en un porcentaje no inferior al 15%, un grupo de investigación incluido en el Plan Andaluz de Investigación, Desarrollo e Innovación (PAIDI). Con ello se persigue lograr una transferencia efectiva de conocimiento desde el ámbito científico al empresarial.

 

En el momento de su constitución, la Corporación contó con 44 miembros, cifra que desde entonces se ha triplicado, hasta alcanzar las 130 empresas. La Corporación ha aprobado hasta el momento 212 proyectos de I+D+I, cuyo presupuesto alcanza los 196,68 millones de euros y a los que se han concedido incentivos por un importe de 60,08 millones de euros. En los proyectos trabajan casi 1.000 investigadores de todas las universidades andaluzas y otros centros de investigación, que cuentan para ello con un presupuesto de 37,19 millones de euros.